Sábado, 7 de diciembre de 2019    
Está usted en: Secciones > Finanzas

Santander recolocara a todos los expedientaros en el ERE

Santander se ha comprometido este jueves con los sindicatos a recolocar al 100% de los afectados por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) con el que pretende reducir 3.700 empleos, siempre que quieran seguir trabajando, han informado fuentes de la negociación.
Actualizado 23 mayo 2019
Redacción y Agencias
En la primera reunión del periodo formal de negociación del ERE, el Santander ha anunciado a los sindicatos que ha contratado a una empresa del grupo Adecco especializada en recolocaciones para ofrecer un nuevo puesto laboral a quienes deseen seguir trabajando. La entidad dio por concluido el pasado 16 de mayo el periodo previo de consultas del recorte de plantilla que la entidad acometerá cuando finalice la integración tecnológica de Banco Popular y fijó para el 23 de mayo el inicio del periodo formal, que podrá extenderse hasta un máximo de 30 días según el Estatuto de los Trabajadores.
Así lo han confirmado fuentes sindicales consultadas por Europa Press tras la tercera reunión preliminar de la mesa en la que se negocia un ERE que, según la propuesta inicial de la dirección, afectará a 3.173 empleados y a 1.150 oficinas. Esto es un 11% su plantilla y un 26% sus oficinas en España. El Santander ha insistido en la necesidad de una reestructuración de la red comercial y de las estructuras organizativas de dirección, soporte y apoyo para racionalizar solapamientos, redundancias y duplicidades.
En la reunión anterior, que se celebró el martes 14 de mayo, el banco comunicó que la reducción afectará principalmente a la red comercial (2.847 trabajadores) y a sus estructuras intermedias de apoyo (588 empleos), pero también a los servicios centrales (278).
Respecto a las oficinas, la red comercial de Santander tiene 4.410 sucursales actualmente, de las que 1.566 proceden de Popular. La dirección pretende suprimir un total de 1.150, de las que 929 son de la red universal, 200 de la red universal que pasan a la red de agentes y 21 oficinas de banca privada procedentes de Popular, a excepción de la ubicada en Madrid, que se mantendrá abierta "por criterios comerciales e institucionales".