Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?

Suscríbete a nuetro boletín gratuito
Está usted en: Gastronomía > Restaurantes
Cien llaves

Cien llaves: la cocina de López Bedmar en el Palacio de Linares

Platos con mucha personalidad para disfrutar en uno de los enclaves más privilegiados de la capital y una puesta en escena fresca y muy cuidada son los ingredientes para el éxito del nuevo restaurante propiedad del Grupo Le Cabrera.

Actualizado 28 abril 2012  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter 
 Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Enviar  |  
Comentarios 0
Redacción Ocio
  
Una nueva apuesta en el Palacio de Linares

La popular leyenda de Raimundita y las cien llaves que mantuvieron cerrado el Palacio de Linares durante un siglo ha inspirado el nombre del restaurante que abre sus puertas en uno de los edificios más emblemáticos de Madrid. Porque Cien Llaves es la materialización de un acuerdo de colaboración, con vistas a ampliarse a futuros proyectos nacionales e internacionales, entre López Bedmar, propietario, ideólogo y cocinero de uno de los restaurantes más prestigiosos de Madrid, La Tasquita de Enfrente, y el Grupo Le Cabrera, gestor y propietario del nuevo restaurante, de la consolidada gastro-coctelería Le Cabrera de Bárbara de Braganza, buque insignia del grupo, de la Terraza Le Cabrera del Palacio de Linares y del club privado El Back. Un grupo en expansión pionero en el diseño de locales de referencia para el público de Madrid.

López Bedmar ha realizado una carta de platos de base tradicional, cada uno con su historia, que permite hacer desde un picoteo ligero hasta disfrutar del clásico menú a base platos de cuchara, guisos caseros, pescados, carnes y casquería. Todo ello elaborado con una materia prima exhaustivamente seleccionada por un cocinero que llama a sus proveedores por su nombre de pila, ejecutado “sin más pretensión que la de divertir” y “permanecer en la memoria del cliente” y pensado para todos los públicos, momentos y apetencias. Todas las propuestas pueden disfrutarse también en medias raciones (incluso los guisos) para que cada uno elija lo quiere comer: “el cliente decide lo que le apetece y nosotros lo ordenamos para que tenga sentido”. La carta cuenta además con tres menús (del día, por 28 €, Cien Llaves, por 40 € y Festival, por 60 €) y se presenta en un original formato, inspirado en la minuta del Parlour del Sketch de Londres con las cien llaves como leit motiv.

Ostras en cocktail, aliñadas o naturales, tiradito de solomillo, un plato con vocación de clásico, cebiche de corvina, dedicado a sus amigos  Sabina y Jimena, brandada de raya, un homenaje a La Gastroteca de Stéphane y Arturo, los míticos callos de ternera y la ensaladilla rusa de La Tasquita, tortilla de patata “con o sin almejas” o las croquetas “de la yaya” (de impecable besamel) son algunas de las propuestas perfectas para compartir al centro o para comenzar el menú. También destacan sus guisos, como las lentejas o las judías con morro y oreja, los pescados, como los calamares en su tinta o la merluza “al gusto del cliente”, las aves de corral, como la pintada rellena, el magret de pato “para nostálgicos” o el pichón de caserío, El Cordero, un completo plato con chuletillas, mollejas y sesos, las finísimas chuletitas de conejo con ali oli etéreo, y las sugerencias del día según mercado.

En definitiva, y en palabras del chef, el resultado es “un conjunto de experiencias y recuerdos” de la dilatada carrera autodidacta de Juanjo, de sus amigos, de sus viajes, de sus lecturas y platos más míticos versionados, ofrecidos “en un marco excepcional”.

Decorado con un estilo fresco y de aire vintage, el restaurante es una alegoría al edificio que lo alberga y a sus jardines, con lámparas de estilo palaciego, auténticas jaulas de perdiz de campo restauradas, papel pintado con motivos vegetales y alegres colibríes y, por supuesto, muchas llaves. El restaurante ofrece al cliente una sala principal de 75m2 con capacidad para 80 comensales y dos salones privados (con capacidad para 16 y 30 comensales) donde la discreción está garantizada.

En verano destacan sus privilegiadas terrazas (terraza de restaurante y terraza de coctelería), ubicadas en el patio interior del Palacio de Linares, para comer y cenar en plena naturaleza sin salir del centro de Madrid y para tomar los mejores cócteles y combinados. Además, Cien Llaves cuenta con una amplia carta de habanos que se podrán degustar tanto en las terrazas como en el Club Pasión Habanos ubicado en el mismo edificio.

Cien LLaves
Paseo Recoletos, 2.
Teléfono: 915 775 955


Horarios: de 13:30 h. a 16:00 h. y de 20:30 h. a 00:00 h.
 Todos los días de la semana en verano y primavera.
 De lunes a sábado en otoño e invierno.
Precios:
 Precio medio: 40 €.
 Menú del día: 28 €
Menú Cien Llaves: 40 €.
Menú Festival: 60 €.

Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de cronicaeconomica.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
cronicaeconomica.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. ¿Te ha gustado? ¿Qué destacarías? ¿Qué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Restaurantes

Lettera una trattoria moderna que acaba de abrir sus puertas

Llego el frio, es el momento del "cocido madrileño"

Sushita, convierte su nueva propusta en un apartamento

Un "ovillo" muy personal

ROOSTIQ donde Carmen Acero lo es casi todo

Baroz, un bar de arroces

Mediodías ´nikkei´ de la mano de Arevalo

Monogáfico de setas silvestres en Apicius

Llega diciembre con un menú de altura

Los sabores de temporada en la carta de Sandó

© Copyright CRÓNICA ECONÓMICA, S.L. 2019 | Suscríbete al boletín | Mapa web | Contacto | Publicidad | Política de cookies | Política de privacidad | Estadísticas | RSS
Celindas, 25. 28016 Madrid.