Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?

Suscríbete a nuetro boletín gratuito
Está usted en: Económico > Opinión

E enemigo es el sexo femenino

Los problemas de la pareja feliz se empiezan a concentrar en el sexo contrario, pero además, cada uno de ellos, como buenos machos alfa que se creen y se sienten  han elegido féminas de alguna manera parecidas.

Actualizado 15 noviembre 2020  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter 
 Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Enviar  |  
Comentarios 0
Alfonso Vidal
  
Porque Diaz Ayuso y Arrimadas, en el fondo tiene elementos de su personalidad parecidos que molestan muy mucho a los machos alfa de la progresia  golfa que nos gobierna y que esta dispuesta a llevarnos a la ruina.

A Sánchez, el hecho de que Diaz Ayuso le esté ganando la partida con la pandemia y no se haya plegado a sus deseos en los últimos dos meses le tiene ciego de ira. Para colmo esa evolución de los resultados de la evolución de contagios, ocupación hospitalaria y muertes ha servido para que los varones populares se unan y lo que hasta ahora era el inicio de una revolución contra Casado se ha convertido en una muralla contra el populismo socialista  que le trae de cabeza, porque los flirteos de barones con populares han comenzado y no gustan nada en Ferraz y menos en Moncloa.

Algo parecido le ha sucedido a Iglesias  con Arrimadas. Su esfuerzo en expulsarla del pacto presupuestario, para meter por la puerta de atrás a Eh Bildu, ha servido para que esos mismos Barones socialistas unan fuerzas y se enfrenten a Lastra, que solo es una mandada que trata de cumplir lo mejor que puede con los encargos que la encomiendan, o lo que s lo mismo comerse todos los marrones, para que el señorito sufra el menor desgaste posible. Pero puede que el desgaste en votos no se haya calculado con acierto y la entrega a Iglesias con la sangre de los proetarras a cuestas va a ser difícil de explicar y justificar en algún momento.

Y es que por muy machitos que se sientan y crean la realidad es otra muy distinta.
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de cronicaeconomica.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
cronicaeconomica.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. ¿Te ha gustado? ¿Qué destacarías? ¿Qué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Opinión

La educación en la picota 

Sánchez e Iglesias han perdido la calle

VAMOS A PEOR: nueva versión del "aló presidente", 

Sanchez manipula y engaña a los suyos y por escrito

Los milagros de Tezanos, no tienen precio

Solo valen para llamar la atención y hacer el tonto 

Sánchez podría dejar con la brocha a Bildu

Abucheos y escarceos varios 

Tumbar definitivamente el régimen

Un Gobierno mentiroso y chapucero

© Copyright CRÓNICA ECONÓMICA, S.L. 2020 | Suscríbete al boletín | Mapa web | Contacto | Publicidad | Política de cookies | Política de privacidad | Estadísticas | RSS
Celindas, 25. 28016 Madrid.