Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?

Suscríbete a nuetro boletín gratuito
Está usted en: Agrolibre > Día a día del sector
Semana del 23 al 30 de diciembre de 2018.

García Page no da una, pero insiste

Con la que tiene liada, con el trasvase Tajo- Segura, en Castilla la Mancha el ínclito sucesor del nefasto Bono y de nuevo, como hace casi siempre, suelta un globo de colores para entretener al personal.

Actualizado 3 enero 2019  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter 
 Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Enviar  |  
Comentarios 0
Redacción Agrolibre
  
Así según nos dicen que el Gobierno de Castilla-La Mancha ha conseguido, gracias al trabajo que se ha desarrollado intensamente durante toda la legislatura con la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN), el éxito de que la harina de almortas, base de las gachas manchegas, se regularice y se autorice para el consumo humano; un producto que, hasta el momento, solo podía venderse para consumo animal, como pienso. Las gachas ha explicado el Presidente manchego, “son un plato excelente de la gastronomía castellano-manchega” y ahora, con este logro, fruto del esfuerzo del Ejecutivo regional y su compromiso con los productores de esta harina y la gastronomía castellano-manchega, se podrá vender en los lineales de distribución como un producto “apto para el consumo”.
 
Comentarios.
Eso sí insistimos nosotros trasladando las cifras oficiales del tema el éxito logrado al que parece se ha dedicado de lleno el ejecutivo manchego se refiere a una producción de 330 t de producto que según insisten es "“complemento de renta para muchos agricultores".  ¿Para esto se han creado los gobiernos autonómicos? ¿¡QUÉ TRISTEZA! VERDAD?
A sensu contrario, destaquemos también esta última semana la Proposición No de Ley del Grupo Parlamentario Socialista sobre la caza pidiendo que las Cortes de Castilla-La Mancha reconozcan la “enorme contribución” de esta actividad al mantenimiento de la biodiversidad y al desarrollo económico de zonas rurales desfavorecidas en la región, actuando como “un auténtico muro de contención contra el despoblamiento” gracias a su capacidad para “generar empleo, diversificar la economía rural y generar sinergias que favorecen el turismo rural”. Esta iniciativa parlamentaria, según Europa Press, detalla que “la inmensa mayoría” de los casi 6.000 cotos existentes en la región realizan “una correcta planificación, una gestión responsable y medioambientalmente sostenible”, por lo que  a juicio de los parlamentarios socialistas, “hace perfectamente compatible la actividad cinegética con la preservación de entornos de alto valor ecológico, en los que serían impensables otras actividades económicas alternativas tan respetuosas con el medio ambiente”. La caza, según el PSOE, se ha convertido “en una actividad económica importante en Castilla-La Mancha”, que se cifra según los últimos estudios en “un aporte de 634 millones de euros al PIB regional (1,7%), 57 millones de euros a las arcas públicas vía tasas e impuestos y la generación de más de 24.000 empleos directos e indirectos al año”. ¿Pero no creen ustedes que si los socialistas castellano manchegos tuvieran lo que hay que tener deberían pedir de inmediato la destitución de su Ministra de Transición Ecológica?
Aprovechando el fin de año parece que el ministro Planas, nuestro Ministro, "se las pira" de nuevo a Bruselas . Desde estas páginas absolutamente críticas con sus últimas actuaciones como Ministro y antes que nadie, le deseamos, de confirmarse su8s deseos, que tenga suerte en sus nuevos destinos y que procure olvidarnos lo más pronto que pueda.
La Unión de Uniones, organización agraria muy próxima a sus ideas, también ha confirmado que el ministro ha sido un auténtico fiasco y en su resumen anual aunque, ha identificado a Luis Planas como uno de los principales protagonistas de 2018, del que se esperó mucho, tras la salida de Tejerina y el Gobierno del Partido Popular, ha afirmado que  sin embargo, ha seguido la misma línea continuista de su antecesora, sin realizar apenas reformas y, ni mucho menos, atreverse a derogar la ley de representatividad y convocar elecciones al campo".
COAG  ha trasladado al Ministerio de Agricultura que, de cara a 2019, se ponga en marcha una batería de medidas que ayuden a mitigar el alza del precio de los principales insumos:
1. Fiscalidad. La fiscalidad agraria es una política de plena competencia estatal que debe optimizarse para favorecer la agricultura profesional y productiva.
Las peticiones más apremiantes del sector agrario son:
.Incremento del IVA compensatorio al sector ganadero equiparándolo a la agricultura.
.Reintroducción de las deducciones del rendimiento neto previo por adquisiciones de gasóleo (35%), plásticos o fertilizantes (15%) y la reducción general del 2%.
.Aplicación del tipo reducido del IVA a los consumos energéticos de los agricultores profesionales: electricidad y gasóleo.
.Exención en el IRPF de las ayudas del segundo pilar de la PAC a jóvenes agricultores, en las que se permite que una parte vaya a capital circulante.
2. Tarifa eléctrica Las dos principales propuestas que efectúa COAG en este apartado son las siguientes:
.Implantación de un contrato específico y adaptado a las características del consumo en el sector agrario.  En el caso de los regadíos es imprescindible adaptar un contrato de temporada que se adecúe a las características de esta actividad y sea realmente operativo para los regantes.
.Exención parcial del 85% del Impuesto Especial sobre la electricidad (IEE) a los sectores ganaderos, como permite la normativa comunitaria y dado el elevado gasto que deben asumir esta tipología de explotaciones. En este caso, también es necesaria la actualización de los módulos del IRPF mediante la inclusión de un índice corrector sobre el consumo eléctrico de los ganaderos.
3. Desarrollo de las energías renovables en el sector agrario y de la figura de la Explotación Agraria Productora de Energías Renovables. Desarrollo del sistema de generación distribuida de energía eléctrica para aumentar su competitividad y apoyar las iniciativas de mitigación del cambio climático (reducción de la huella de Carbono). Por las grandes ventajas medioambientales, en cuanto a reducción de la huella de carbono y tratamiento de residuos ganaderos, se propone la elaboración de un plan específico de desarrollo del biogás. En línea con el anterior, también se propone la creación de planes de apoyo específico para el fomento de las fuentes y el aprovechamiento de calor renovable en el medio agrario.
4. Creación del Observatorio de costes y mercados de insumos.  Vigilancia de los oligopolios que controlan los insumos del sector agrario: energía, fertilizantes, piensos, semillas, etc. para evitar la especulación y los costes injustificadamente elevados para los agricultores. En este sentido, se propone la creación de un Observatorio de Insumos para dar seguimiento y transparencia al mercado en el que participen las asociaciones representativas implicadas.
 

Terminemos el año deseándoles a todos ustedes la máxima felicidad para el nuevo 2019 y esperando que el nuevo año nos traiga un Ministro, menos preocupado por sí mismo y más decidido a resolver los problemas reales de nuestro sector.
Para Cooperativas 2018 desde el punto de vista climatológico ha sido un año complejo, el pedrisco, la sequía, las heladas y el resto de las adversidades climáticas han causado muchos daños en diversas producciones agrícolas y ganaderas y las cosechas se han retrasado en la gran mayoría de cultivos. El cambio climático es una realidad y ante ello, las cooperativas están planteando y trabajando en distintas estrategias, investigación y medidas, que puedan ayudar al mantenimiento de una agricultura y ganadería sostenible, manteniendo la calidad de sus producciones.
La PAC ha marcado parte de la agenda, y lo más probable es que como no se apruebe en 2019 antes de las elecciones al Parlamento Europeo, continuará centrando el debate los próximos años. La incertidumbre que ha generado el Brexit, el aumento de presupuesto que se quiere dar a nuevas políticas como inmigración y defensa, hacen presagiar una reducción del presupuesto de la PAC, a la que nos oponemos. Todavía no hay consenso en cuanto al Presupuesto de la UE para 2021-2027, continúan los debates, y por tanto habrá que esperar al próximo año. Desde Cooperativas Agro-alimentarias de España defendemos una PAC sólida y con un presupuesto adecuado, que refuerce la concentración de la oferta en cooperativas u organizaciones de productores de carácter empresarial para fomentar la competitividad y la sostenibilidad del sector productor, defendiendo en mejores condiciones las producciones en el mercado. La nueva PAC debe diseñar unos instrumentos de gestión de mercados públicos y privados para prevenir crisis, y mantener los regímenes específicos de los sectores de vino y frutas y hortalizas.
Otro de los temas que han marcado la actividad general ha sido lo relacionado con las Prácticas Comerciales Desleales. La Comisión propuso un marco europeo mínimo para controlar las prácticas comerciales desleales a través de organismos públicos independientes con capacidad de sancionar, investigar de oficio y recibir denuncias anónimas, para dotar de mayor transparencia y propiciar con unas relaciones más leales. A nivel nacional, habíamos solicitado junto con las OPAs que la prohibición de la “venta a pérdidas” se realizara vía modificación de la Ley de mejora de la Cadena Alimentaria, dado que somos el sector más afectado por este tipo de prácticas abusivas. Esto, lamentablemente no lo hemos logrado todavía, por lo que, seguiremos trabajando en ello.

Para UPA, 2018 será recordado por los agricultores y ganaderos como un mal año por su falta de equilibrio. Y es que las desproporciones entre los cuatro factores que componen la renta agraria (volumen de las producciones, precios de venta, costes de producción y ayudas) han tenido un impacto negativo en los pequeños y medianos productores. Una dramática realidad en el campo que, sin embargo, ha sido invisibilizada y maquillada por los positivos datos macroeconómicos.
A pesar de la mejora meteorológica que 2018 ha supuesto respecto a 2017, cuando la Península Ibérica sufrió la peor sequía de su historia, el campo sigue preso de una alta variabilidad de las condiciones climatológicas, del avance del cambio climático y, sobre todo, de las injusticias de la cadena agroalimentaria.
Sobre este último aspecto, UPA ha explicado que el año 2018 se ha caracterizado por un nivel óptimo de muchas producciones, que ha estado acompañado por “cotizaciones desfasadamente bajas de los precios percibidos por los productores”. A su vez, los costes de producción han experimentado una inusitada subida de precios, sobre todo de la energía, los fertilizantes y los piensos. Por último, las ayudas se han mantenido, por lo que no han podido mitigar la mala situación económica que atraviesan los productores y, lo que es peor, en Bruselas se plantea un drástico recorte de la Política Agraria Común (PAC).
En resumen, durante 2018 el campo ha tenido que asumir cifras récord de sus costes de producción a la vez que ha sufrido el hundimiento del valor de sus productos.
Terminemos reseñando, con total satisfacción por haber participado de lleno en su creación y desarrollo posterior, el 40 cumpleaños  del Sistema Español de Seguros Agrarios”, al cumplirse el aniversario de la aprobación de la Ley de Seguros Agrarios Combinados, cuarenta años de la aprobación de la Ley 87/1978 de Seguros Agrarios Combinados, la primera ley del ámbito agroalimentario tras la promulgación de la Constitución Española, que continúa vigente 40 años después. Y es que, aunque los sucesivos Planes anuales de seguros agrarios han evolucionado profundamente desde sus orígenes, la estructura básica de la Ley permanece casi inalterable.
Estamos de celebración porque,  para nosotros y tal como lo hemos vendo reseñando en las últimas décadas, el Seguro Agrario es el instrumento más eficaz e idóneo para el desarrollo de todas las políticas agrarias. Hoy adjuntamos como Documento semanal el libro publicado por ENESA sobre la realidad del Seguro Agrario Español. 

Noticias.
• El ministro de Agricultura Luis Planas tiene decidido marcharse a Bruselas en 2019. Así se da por hecho en el Ministerio, donde ya se trabaja con la hipótesis de la marcha de Planas en algún momento de 2019. Su objetivo sería la vuelta a la capital europea, donde su nombre ha sonado como posible candidato a comisario de algún área económica.
El pasado viernes 14, en la habitual rueda de prensa del Consejo de Ministros, un periodista holandés le preguntaba a los comparecientes si estas serian las primeras y últimas navidades de Pedro Sánchez en La Moncloa y ni la portavoz Isabel Celaá ni los ministros José Luís Ábalos y Nadia Calviño han encontrado una respuesta satisfactoria a esta pregunta. Lo cierto es que ni los propios ministros, saben cuánto va a durar esta legislatura. La respuesta únicamente la tiene Pedro Sánchez, pero a juzgar por los movimientos que está haciendo, podría no agotar el mandato como venía anunciando.
Uno de los primeros en salir del gabinete será el actual ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación Luis Planas, que volverá a Bruselas, donde ya ha estado de eurodiputado, secretario general del Comité Económico y Social Europeo y embajador representante permanente de España ante la Unión Europea. Planas además, fue Eurodiputado durante seis años. El aún ministro ya ha comunicado a sus colaboradores más cercanos en el ministerio que en unos meses, volverá a la capital comunitaria.
A la salida de Planas se le podría sumar la de los ministros de Asuntos Exteriores Josep Borrell y de Interior Fernando Grande-Marlaska, en estos casos para encabezar la candidatura del PSOE al Parlamento Europeo y para ser candidato de los socialistas a la alcaldía de Madrid. Borrell hace unas semanas comunicó al Presidente del Gobierno su deseo de dejar el ministerio que ocupa ya que comporta muchos viajes y a Marlaska le sondeó Sánchez como alcaldable antes de nombrarlo ministro. El del juez, es un perfil que gusta en el PSOE y con el que creen, podrían disputar la alcaldía a Manuela Carmena.
Todos estos movimientos han vuelto a alentar un más que posible adelanto electoral, que se había difuminado tras las elecciones andaluzas del pasado 2 de diciembre. Ahora Sánchez cree que el apoyo de VOX a PP y Ciudadanos permitiría a su partido situarse en el centro y captar votos de estos dos partidos, lo que le permitiría mejorar su resultado electoral. Personas cercanas al jefe del ejecutivo, además, opinan que la comparecencia del pasado miércoles en el Congreso, en la que tenía que hablar de Cataluña y el Brexit y acabó anunciando la subida del Salario Mínimo Interprofesional, denotan que el Presidente piensa ya en adelantar los comicios.
Planas, todo un embajador europeo
En un almuerzo con periodistas organizado por la Confederación Española de Pesca (Cepesca), la patronal de los armadores pesqueros cuyo secretario general es el gaditano Javier Garat, Planas hizo gala de que realmente las sensibilidades europeas son su punto fuerte: “No somos conscientes de todo lo que nos jugamos en las próximas elecciones europeas”, dijo el ministro de Agricultura del Gobierno del PSOE.
Precisamente esta semana Planas ha estado en la capital de Bélgica negociando con el resto de países tras lo que ha conseguido mantener la cuota de merluza en los caladeros sur tras cuatro años consecutivos de recortes. Esto suponía que la pesca de la merluza en el Cantábrico y en aguas de Galicia, portuguesas y del Golfo de Cádiz podrá mantenerse en 9.257 toneladas -5.923 para España- en 2019.
Planas ya ha manifestado en varias ocasiones que negociar la PAC es de vital importancia para España.
OK Diario.

• La Proposición No de Ley del Grupo Parlamentario Socialista sobre la caza pide que las Cortes de Castilla-La Mancha reconozcan la “enorme contribución” de esta actividad al mantenimiento de la biodiversidad y al desarrollo económico de zonas rurales desfavorecidas en la región, actuando como “un auténtico muro de contención contra el despoblamiento” gracias a su capacidad para “generar empleo, diversificar la economía rural y generar sinergias que favorecen el turismo rural”.
Así se desprende de esta iniciativa parlamentaria, a la que ha tenido acceso Europa Press, donde se detalla que “la inmensa mayoría” de los casi 6.000 cotos existentes en la región realizan “una correcta planificación, una gestión responsable y medioambientalmente sostenible”.
Esta gestión, a juicio de los parlamentarios socialistas, “hace perfectamente compatible la actividad cinegética con la preservación de entornos de alto valor ecológico, en los que serían impensables otras actividades económicas alternativas tan respetuosas con el medio ambiente”.
Señalan además que “las personas que viven en el medio rural merecen nuestro compromiso, así como políticas públicas que favorezcan tanto la calidad de vida de los habitantes de los pequeños municipios como el fomento de las actividades económicas que allí se desarrollan”.
“El impulso dado por el Gobierno regional en la actual legislatura a favor de los cotos sociales reconoce en la caza una actividad con futuro, que aporta valor al territorio donde se desarrolla y está íntimamente ligada al desarrollo rural y a la vida en los pueblos”, han manifestado en su propuesta.
“ACENTUADO ACERVO CINEGÉTICO”
Los socialistas justifican su Proposición No de Ley señalando que “Castilla-La Mancha es una región con acentuado acervo cultural y tradicional cinegético”, por lo que el Gobierno regional está obligado “a adoptar medidas y destinar recursos suficientes para su regulación y ordenación, así como asegurar y fomentar su práctica de forma sostenible”.
Mencionan “la búsqueda de la bravía perdiz roja en los ojeos de Campo de Montiel, los ganchos y monterías en montes de Toledo y Sierra Morena, los recechos de ciervo en Toledo y Ciudad Real, de corzo en Guadalajara, de cabra montés en Albacete”, lo que, a su juicio, “suponen un panorama de las oportunidades de practicar la actividad cinegética en nuestra tierra y sin duda, son también un atractivo turístico”.
La caza, según el PSOE, se ha convertido “en una actividad económica importante en Castilla-La Mancha”, que se cifra según los últimos estudios en “un aporte de 634 millones de euros al PIB regional (1,7%), 57 millones de euros a las arcas públicas vía tasas e impuestos y la generación de más de 24.000 empleos directos e indirectos al año”.
LA CAZA, MUY PRESENTE EN EL DEBATE POLÍTICO
La caza ha protagonizado el debate de PP y PSOE durante los últimos días, después de que la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, asegurara que si de ella dependiera prohibiría esta actividad.
A consecuencia de esas palabras, el presidente regional, Emiliano García-Page, ha insistido en la defensa de esta actividad; el PP ha anunciado una Proposición de Ley para modificar la actual ley de caza aprobada por PSOE y Podemos, y el PSOE avanzó que registraría esta Proposición No de Ley en defensa del sector cinegético de la Comunidad Autónoma.
La Vanguardia.

• La significativa subida de los costes de producción ha impedido que el aumento del 3,4% de la Renta Agraria en 2018 se note en el bolsillo de agricultores y ganaderos. Así se desprende del análisis realizado por el Departamento de Economía Agraria de COAG sobre la base de los datos que arroja la 1ª estimación de Renta Agraria 2018 publicada por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. A pesar del repunte del último año, desde 2003 el sector agrario español ha perdido el 8,3% de su renta total.
Entre 2003 y 2018 los consumos intermedios se han encarecido un 56,3%, mientras que la renta agraria corriente ha subido un 13,8%.
COAG considera que es imprescindible emprender una serie de actuaciones para revertir la continuada pérdida de renta de los agricultores y ganaderos en los últimos años, especialmente en lo que concierne a los costes de producción cuya tendencia al alza ha comprimido la rentabilidad del sector. En este sentido, se ha trasladado al Ministerio de Agricultura que, de cara a 2019, se ponga en marcha una batería de medidas que ayuden a mitigar el alza del precio de los principales insumos:
1. Fiscalidad. La fiscalidad agraria es una política de plena competencia estatal que debe optimizarse para favorecer la agricultura profesional y productiva.
Las peticiones más apremiantes del sector agrario son:
.Incremento del IVA compensatorio al sector ganadero equiparándolo a la agricultura.
.Reintroducción de las deducciones del rendimiento neto previo por adquisiciones de gasóleo (35%), plásticos o fertilizantes (15%) y la reducción general del 2%.
.Aplicación del tipo reducido del IVA a los consumos energéticos de los agricultores profesionales: electricidad y gasóleo.
.Exención en el IRPF de las ayudas del segundo pilar de la PAC a jóvenes agricultores, en las que se permite que una parte vaya a capital circulante.
2. Tarifa eléctrica Las dos principales propuestas que efectúa COAG en este apartado son las siguientes:
.Implantación de un contrato específico y adaptado a las características del consumo en el sector agrario.  En el caso de los regadíos es imprescindible adaptar un contrato de temporada que se adecúe a las características de esta actividad y sea realmente operativo para los regantes.
.Exención parcial del 85% del Impuesto Especial sobre la electricidad (IEE) a los sectores ganaderos, como permite la normativa comunitaria y dado el elevado gasto que deben asumir esta tipología de explotaciones. En este caso, también es necesaria la actualización de los módulos del IRPF mediante la inclusión de un índice corrector sobre el consumo eléctrico de los ganaderos.
3. Desarrollo de las energías renovables en el sector agrario y de la figura de la Explotación Agraria Productora de Energías Renovables. Desarrollo del sistema de generación distribuida de energía eléctrica para aumentar su competitividad y apoyar las iniciativas de mitigación del cambio climático (reducción de la huella de Carbono). Por las grandes ventajas medioambientales, en cuanto a reducción de la huella de carbono y tratamiento de residuos ganaderos, se propone la elaboración de un plan específico de desarrollo del biogás. En línea con el anterior, también se propone la creación de planes de apoyo específico para el fomento de las fuentes y el aprovechamiento de calor renovable en el medio agrario.
4. Creación del Observatorio de costes y mercados de insumos.  Vigilancia de los oligopolios que controlan los insumos del sector agrario: energía, fertilizantes, piensos, semillas, etc. para evitar la especulación y los costes injustificadamente elevados para los agricultores. En este sentido, se propone la creación de un Observatorio de Insumos para dar seguimiento y transparencia al mercado en el que participen las asociaciones representativas implicadas.
COAG.
.  Ante el riesgo de devaluación significativa de la “DOP Cava”, la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) aboga por limitar a “0 hectáreas” las nuevas plantaciones y replantaciones de viñedo en el marco de esta Denominación de Origen para garantizar un equilibrio sostenible entre oferta y demanda, mantener la calidad y consolidar unos precios justos y estables a los viticultores.
En el año 2016 la superficie de la DO Cava era de 33.903 hectáreas. Ya entonces se advertía del riesgo de aumento de hectáreas, en  especial por la replantación y reconversión de derechos de plantación de viñedo. La superficie de viñedo registrada a septiembre de 2017 era de 36.110 ha, confirmando el peor escenario previsto por el Consejo Regulador. En septiembre de 2018, al superficie se ha situado en 37.858 hectáreas, un crecimiento sin precedentes en la historia de esta Denominación de Origen.
En dos años, la superficie de la DO Cava ha crecido un 11,66 %. Esta situación contrasta con la dinámica de ventas del cava, que ha pasado de los 244,1 millones expedidos en 2015 a los 252,5 millones registrados en el año 2017. El desfase entre el crecimiento en superficie (11 % entre 2016 y 2018) y el volumen de ventas de cava (4% entre 2015 y 2017), pone de manifiesto el fuerte desequilibro del sector en estos momentos y la necesidad de un estricta regulación de las nuevas plantaciones.
“Nuestro principal competidor, Champagne, hace años que no aumenta su superficie y, desde que la UE obliga cada año a fijar las superficie, el aumento ha sido de 0,1 ha anuales. Además, cada año vigila cuidadosamente la producción autorizada. Resultado: el kilo de uva se paga al agricultor entre 6 y 8 €, mientras que en la DOP Cava la medía se ha situad entre 0,60-0,70€/kg.”,  “el crecimiento de la producción basado en altos rendimientos, ampliación de la superficie y precios bajos de la uva, beneficia a las grandes bodegas multinacionales impulsadas por fondos de inversión y perjudica a la mayoría de elaboradores, poniendo en riesgo la rentabilidad del cultivo para las mayoría de los viticultores. Resulta inaceptable avalar la estrategia de banalización del cava de los grandes grupos, que buscan la rentabilidad en la comercialización de grandes volúmenes a bajos precios”.
Cataluña, Comunidad Valenciana, Extremadura, Aragón, La Rioja el País Vasco, Navarra y una explotación de  Castilla y León se reparten la superficie para la producción de DOP “Cava”. Valencia, Barcelona, Tarragona, Lleida y Badajoz, lideran el incremento de las plantaciones en los dos últimos años.
COAG
.Concluye el 2018 y lo hace con asuntos aún por resolver -y con difícil solución-.
Entre ellos la entrada en vigor de la nueva PAC que, después de estos meses que deberían haber servido para el debate  y la puesta en marcha de la última fase, parecen haber retrasado más allá del 2021 su inicio. Hoy, tras la reunión del Consejo Regional Agrario de Castilla y León, OPAs y Junta han coincidido en que se tiene que seguir defendiendo el documento de posición común aprobado hace unos meses para que sirva de modelo en el que fijar la estrategia nacional de España.
Milagros Marcos reconocía que la propuesta de la comunidad consensuada con agentes económicos, políticos y sociales podría aplicarse a nivel nacional o incluso europeo. Por ello emplaza a la reunión del próximo 21 de enero en Madrid con el ministro Luis Planas y el resto de consejeros del área para defender esta idea.
La consejera de Agricultura también ha explicado ante los medios tras reunirse con las organizaciones agrarias la información sobre el sector remolachero donde han vuelto a ratificar sus posturas: “El AMI debe ser el único marco de negociación, hay que reformar las condiciones para que en el futuro el acuerdo no pueda romperse de manera unilateral e inmediata” ha asegurado en referencia a la decisión de Azucarera de reducir a 36 euros la tonelada de cultivo la próxima campaña.
Cree que “no es razonable” que no se busque un acuerdo nacional para evitar situaciones como la que se plantea ahora a los cultivadores  y sobre todo en una comunidad como Castilla y León donde se produce hasta el 80 por ciento de la remolacha y se compromete desde la administración autonómica hasta 22 millones de euros  dirigidos a ayudas y subvenciones. Milagros Marcos insiste a la industria a que reconsidere su posición ya que desde la Junta se comprometen el próximo año a flexibilizar las condiciones de ayudas por modernización o incorporación  de jóvenes y asegurar así las condiciones actuales al menos hasta el vencimiento el actual  AMI en 2020.
Agronews CyL.
 
. El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, a través de la Entidad Estatal de Seguros Agrarios, ha editado la publicación “40 años del Sistema Español de Seguros Agrarios”, al cumplirse el aniversario de la aprobación de la Ley de Seguros Agrarios Combinados, que es coetánea a la Constitución Española.
En esta publicación se explica el funcionamiento de este Sistema, su estructura, así como las funciones que desempeñan cada uno de los actores que lo componen. Además se exponen las diferentes modalidades de seguros que existen, junto con los riesgos asegurables.
También incluye un apartado dedicado a sus cuatro décadas de historia, en el que puede apreciarse la evolución del seguro en cuanto a producciones y riesgos garantizados, hasta llegar a cubrir en la actualidad la práctica totalidad de las producciones agrarias.  Así, mientras que el primer Plan de Seguros Agrarios Combinados, aprobado en mayo de 1980, contaba con solo cinco líneas para las producciones de cereales, cítricos, uva de vino, tabaco y manzana, en 2019 el número de líneas del seguro es de cuarenta y cuatro.
Durante los cinco primeros años de vida del Sistema de Seguros Agrarios, el capital asegurado se situaba en el entorno de los 1.800 millones de euros, mientras que en el año 2018 se estima que se sitúe en el entorno de los 14.000 millones de euros, lo que significa que se habrá multiplicado por casi ocho en los cuarenta años de vida del seguro agrario. 
Respecto a las perspectivas de futuro, también se indican algunos de los principales retos a los que se enfrentará el Sistema como son el cambio climático y la universalización de la protección del sector agrario a través de la contratación. El seguro agrario está considerado como una herramienta de adaptación al cambio climático, que contribuye a la viabilidad económica y al aumento de la resiliencia de las explotaciones agrarias.
La revisión y el perfeccionamiento de los seguros vigentes constituyen las principales vías de trabajo en la actualidad, para adaptar esta herramienta de gestión de riesgos a la realidad productiva de nuestras explotaciones, contribuyendo a garantizar su rentabilidad, estabilidad y fortaleza para afrontar los retos del futuro. Desde el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, se continuará trabajando en esta mejora del Sistema, en colaboración con todos los agentes implicados.
40 AÑOS DEL SISTEMA ESPAÑOL DE SEGUROS AGRARIOS
Mañana viernes, 28 de diciembre, se cumplen cuarenta años de la aprobación de la Ley 87/1978 de Seguros Agrarios Combinados, la primera ley del ámbito agroalimentario tras la promulgación de la Constitución Española, que continúa vigente 40 años después. Y es que, aunque los sucesivos Planes anuales de seguros agrarios han evolucionado profundamente desde sus orígenes, la estructura básica de la Ley permanece casi inalterable.
La Ley de Seguros Agrarios fue aprobada bajo el consenso de los Pactos de la Moncloa. Después de diversos intentos en épocas anteriores para disponer de un sistema de aseguramiento agrario, en unas ocasiones de carácter privado y en otras ocasiones público, que no llegaron a consolidarse, en 1978 se optó por un sistema mixto público-privado del que forman parte tanto el sector privado, asegurados y aseguradores, como el sector público con responsabilidades en los actuales Ministerios de Agricultura, Pesca y Alimentación y de Economía y Empresa.
Esta Ley ha permitido desarrollar un sistema de seguros agrarios que se ha consolidado como una herramienta de gestión de riesgos extraordinariamente eficaz que contribuye al mantenimiento de la Producción Final Agraria, garantizando la viabilidad económica de las explotaciones, y que lo sitúa como un referente en materia de gestión de riesgos a nivel internacional.
MAPAMA.

. La significativa subida de los costes de producción ha impedido que el aumento del 3,4% de la Renta Agraria en 2018 se note en el bolsillo de agricultores y ganaderos. Así se desprende del análisis realizado por el Departamento de Economía Agraria de COAG sobre la base de los datos que arroja la 1ª estimación de Renta Agraria 2018 publicada por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación. A pesar del repunte del último año, desde 2003 el sector agrario español ha perdido el 8,3% de su renta total.
 El incremento de la Renta Agraria 2018 se debe principalmente al aumento del Valor de la Producción (se alcanza un nuevo récord con 53.086 millones de euros). La producción vegetal aumentó un 6,5% en valor, la producción animal registró asimismo un aumento del 2,6%. En lo que respecta a las producciones agrícolas, y debido al favorable año hidrológico, se han registrado fuertes incrementos en la producción en cereales (43,3%), plantas forrajeras (25,3%) y vino y mosto (18,1%), frente a la marcada sequía de la campaña anterior y mientras los precios han experimentado un ligero descenso (-0,3%). En producciones ganaderas, se ha observado una evolución al alza de las cantidades producidas (4,5%), mientras que los precios han descendido un 1,8%.
 Por su parte, los consumos intermedios (costes)  alcanzaron en 2018 los 23.199 mill€ en términos corrientes, la cifra más alta de la serie. Es un notable incremento del 6,3% frente a 2017, tanto en precio (3,2%) como en cantidades consumidas (2,9%). Todos los capítulos crecieron respecto a 2017, excepto el de mantenimiento de material (-2,6%). El principal ascenso en valor se produjo, por segundo año consecutivo, en el capítulo de energía y lubricantes (13,54%). También tuvieron incrementos notables fertilizantes y enmiendas (8,4%), los servicios de intermediación financiera (7,3%), semillas y plantones (6,3%) o gastos veterinarios (5%). Crecieron de manera algo más moderada respecto al año anterior otros bienes y servicios (3,8%), servicios agrícolas (2,5%), mantenimiento de edificios (1,8%), y los productos fitosanitarios (1,9%). Los piensos, el capítulo más importante sobre el total de costes de producción con un 50,2%, ascendieron un 6,9%, debido a la subida de cantidades (4,6%) y precios (2,2%).
Entre 2003 y 2018 los consumos intermedios se han encarecido un 56,3%, mientras que la renta agraria corriente ha subido un 13,8%.
COAG.

. 2018 desde el punto de vista climatológico ha sido un año complejo, el pedrisco, la sequía, las heladas y el resto de las adversidades climáticas han causado muchos daños en diversas producciones agrícolas y ganaderas y las cosechas se han retrasado en la gran mayoría de cultivos. El cambio climático es una realidad y ante ello, las cooperativas están planteando y trabajando en distintas estrategias, investigación y medidas, que puedan ayudar al mantenimiento de una agricultura y ganadería sostenible, manteniendo la calidad de sus producciones.
Las cooperativas continúan incrementando año tras año su facturación y el empleo en las zonas donde se asientan, principalmente el medio rural. Según los últimos datos disponibles, tenemos en España unas 3.800 cooperativas con actividad económica, que asocian a más 1.150.000 socios, facturan más de 30.900 M€ y emplean a unos 100.000 trabajadores. Estos datos confirman el papel fundamental que desarrollan las cooperativas en el sector agroalimentario, suponen un 66% del valor de la Producción Final Agraria y el 32% del valor de las ventas netas de la Industria Alimentaria Española (IAA).
En cuanto a la integración, una de las líneas estratégicas de nuestra Organización, hasta el momento el Ministerio ha reconocido 10 EAPs, (Entidades Asociativas Prioritarias), que si bien pudieran parecen pocas entidades, vertebran un importante volumen de actividad, ya que las 10 integran más de 130.000 socios agricultores y ganaderos y facturaron más de 3.000 millones de euros, lo que representa más del 11% de toda la facturación directa del sector cooperativo. (DCOOP, Grupo AN, EA Group, Indulleida, Ibérico de Comercialización, Oviaragón, Consorcio de Promoción del Ovino, COVAP, COBADU y UNIÓ).
En junio se produjo un cambio de Gobierno y por tanto de ministro, de Isabel Garcia Tejerina (PP) a Luis Planas (PSOE), si bien al mantenerse prácticamente el equipo ministerial con Fernando Miranda a la cabeza, la actividad se ha mantenido sin grandes cambios. Con ambos el Consejo rector de Cooperativas Agro-alimentarias se reunió este año y les trasladó su posición respecto a los temas de actualidad.
A lo largo de 2018, la PAC ha marcado parte de la agenda, y lo más probable es que como no se apruebe en 2019 antes de las elecciones al Parlamento Europeo, continuará centrando el debate los próximos años. La incertidumbre que ha generado el Brexit, el aumento de presupuesto que se quiere dar a nuevas políticas como inmigración y defensa, hacen presagiar una reducción del presupuesto de la PAC, a la que nos oponemos. Todavía no hay consenso en cuanto al Presupuesto de la UE para 2021-2027, continúan los debates, y por tanto habrá que esperar al próximo año.
Desde Cooperativas Agro-alimentarias de España defendemos una PAC sólida y con un presupuesto adecuado, que refuerce la concentración de la oferta en cooperativas u organizaciones de productores de carácter empresarial para fomentar la competitividad y la sostenibilidad del sector productor, defendiendo en mejores condiciones las producciones en el mercado. La nueva PAC debe diseñar unos instrumentos de gestión de mercados públicos y privados para prevenir crisis, y mantener los regímenes específicos de los sectores de vino y frutas y hortalizas.
Otro de los temas que han marcado la actividad general ha sido lo relacionado con las Prácticas Comerciales Desleales. La Comisión propuso un marco europeo mínimo para controlar las prácticas comerciales desleales a través de organismos públicos independientes con capacidad de sancionar, investigar de oficio y recibir denuncias anónimas, para dotar de mayor transparencia y propiciar con unas relaciones más leales. A nivel nacional, habíamos solicitado junto con las OPAs que la prohibición de la “venta a pérdidas” se realizara vía modificación de la Ley de mejora de la Cadena Alimentaria, dado que somos el sector más afectado por este tipo de prácticas abusivas. Esto, lamentablemente no lo hemos logrado todavía, por lo que, seguiremos trabajando en ello.
Y mientras tanto los productos cooperativos están cada vez más presentes en los mercados internacionales. Estos mercados suponen una oportunidad para las cooperativas, ya que un tercio de su facturación depende de la actividad exportadora y la tendencia es al alza. La Comisión Europea intenta abrir nuevos mercados y el tratado con Japón que entrará en vigor el próximo año abre un mercado de 127 millones de habitantes y donde el producto europeo es muy demandado.
Este año hemos trabajado en todo lo relativo a la digitalización, en foros como el DATAGRI celebrado en Córdoba. Creemos que las cooperativas, debido a su capacidad de agregación de la demanda de los servicios digitales que pueden necesitar los agricultores y por el acceso a los datos de sus socios de una manera segura y colectiva, pueden desarrollar un papel relevante, llevando a cabo estrategias de digitalización de la producción agraria.
Otro de los grandes retos de las cooperativas es la incorporación de jóvenes y la implicación de mujeres en los órganos de decisión de las cooperativas. Venimos desarrollando acciones de sensibilización y formación en cooperativas para avanzar en la igualdad de oportunidades, y respecto a los jóvenes, vamos a organizar un Congreso europeo en el mes de marzo para analizar el papel que deben jugar las cooperativas, las iniciativas que deben poner en marcha para lograr que los jóvenes se incorporen a las cooperativas y al sector, porque la alimentación de más 500 millones de europeos dependerá dentro de unos años de las decisiones e iniciativas que llevemos a cabo en el presente.
ACEITE DE OLIVA
La campaña 2017/18 ha estado marcada por las grandes oscilaciones en las cotizaciones en origen. Las precipitaciones que dieron comienzo a finales de febrero y que se prolongaron durante toda la primavera, unido a la mayor oferta internacional de aceite en otros países, favorecieron el nerviosismo en el sector productor y fueron la principal causa de estas variaciones. Los precios medios con lo que se iniciaba la campaña en octubre rondaban los 3,70 €/kg mientras que en mayo tocaban fondo hasta llegar a los 2,40 €/kg. No obstante, este hecho trajo consigo una mayor agilidad del mercado, consiguiendo cerrar la campaña con unas salidas mensuales medias de 113.000 t., lideradas por las exportaciones.
El desarrollo de una nueva norma de calidad para los aceites de oliva y aceites de orujo de oliva, pendiente aún de publicación, y la gran controversia que el actual método de evaluación organoléptica, han sido las principales líneas de debate en el sector.
ACEITUNA DE MESA
El sector de aceituna de mesa se encuentra inmerso en una crisis de precios en origen que se ha agravado más si cabe durante el 2018. Los stocks con los que se ha finalizado la campaña 2017/18 han aumentado y la producción estimada para la 2018/19 es alta, por lo que todo parece indicar que seguirán con esta tendencia.
Durante este año además, EE.UU ha hecho efectiva la aplicación de unos aranceles cercanos al 35% sobre las importaciones de aceituna negra española, lo cual está teniendo unas consecuencias desastrosas para el sector. EE.UU es el principal destino de nuestras exportaciones de aceituna de mesa, mercado que absorbía hasta el momento un volumen de unas 100.000 t. anuales de las que aproximadamente 30.000 t. se corresponden con aceituna negra, lo que traducido en valor representa más de 70 millones de €.
FRUTOS SECOS
La almendra ha tenido un incremento notable de superficie desde 2016 principalmente en Andalucía y Castilla La Mancha, aunque aún no se refleja en los datos de producción puesto que no han entrado en producción. También hay que destacar la proliferación de grandes plantaciones de regadío en las provincias de Huelva, Sevilla y Córdoba. Los precios medios se han mantenido bajos en torno a los 4€/kg por debajo de la media de los últimos 5 años.
En cuanto a la avellana se ha producido una reducción de la producción por el abandono de la superficie y la baja rentabilidad de las explotaciones. Todo lo contrario que el pistacho cuya superficie está en continuo incremento y su producción se localiza principalmente en Castilla La Mancha
CULTIVOS HERBÁCEOS
La sequía, la lluvia, la guerra comercial, Rusia y una cosecha récord han marcado la campaña. Destacará 2018 por la lluvia que transformó el comienzo de una dramática situación del cultivo del cereal a una cosecha récord de 24,11 Mt, esa buena cosecha contrastó con caídas de cosecha en Europa, no sólo en la UE, en el entorno del Mar Negro, un clima seco puso en dificultades la cosecha del cereal, situación que se ha visto reflejada en los precios que durante 2018 han subido algo más del 10 % de la media de los precios de las diferentes especies de cereal.
La guerra comercial entre USA y el resto del mundo ha sido otro de los elementos destacables, con alteraciones en los intercambios comerciales y su efecto en los cambios del abastecimiento de la demanda. Y Rusia con su dominio del mercado del trigo y su gestión de precios para dominarlo.
ARROZ
El desequilibrio en el mercado provoca que haya importaciones de países EBA, llevando a un deterioro de la situación económica del sector arrocero. Este ha sido el motivo por el que hemos trabajado para conseguir una clausula de salvaguardia que limitara esas importaciones con el fin de empezar a tomar medidas que lleven al sector a recuperar la situación anterior y a prepararse para evitar en el futuro estos efectos negativos en la economía arrocera española.
VINO
La vendimia se caracterizó por la buena calidad y la producción abundante, debido a las abundantes lluvias de primavera que consiguieron reponer las reservas de agua de un viñedo que se encontraba muy castigado por la sequía sufrida en la pasada campaña.
Cerramos la campaña 2017/2018 con una producción de 35,5 millones de hectolitros de vino y mosto y unas existencias finales de 30,1 millones de Hl. En cuanto a comercio exterior, a destacar un aumento de las exportaciones españolas de vino por valor de 2.940,6 millones de euros y un volumen de 21,1 millones de Hl de vino.
La Interprofesional del Vino de España ha continuado realizando acciones que vertebran y ponen en valor el sector vitivinícola, entre las que destacamos las acciones de promoción de aumento del consumo de vino, el Código de comunicación comercial del vino, y el acuerdo de contrato de compra venta de vino.
En las nuevas propuestas de la PAC y la OCM vitivinícola, hemos defendido el mantenimiento de una reglamentación específica, mediante continuidad de los programas de apoyo al sector vitivinícola y a través de una reglamentación sectorial que permita una verdadera adaptación del sector y mantenga su especificidad, además proponer una autorregulación para el etiquetado nutricional con indicación en la etiqueta de las calorías y otros componentes del vino en etiquetado online.
Cooperativas.
 
. La Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos considera que este año agrario se ha caracterizado por el anuncio de muchos cambios, pero de poca materialización de los mismos, a excepción de los capítulos del mercado internacional y sus consecuencias negativas para los productores.
Unión de Uniones identifica a Luis Planas como uno de los principales protagonistas de 2018, del que se esperó mucho, tras la salida de Tejerina y el Gobierno del Partido Popular y que, sin embargo, ha seguido la misma línea continuista de su antecesora, sin realizar apenas reformas y, ni mucho menos, atreverse a derogar la ley de representatividad y convocar elecciones al campo.
Por lo que respecta a la futura reforma de la PAC, Unión de Uniones considera que aun habiendo anunciado el recorte del 5% del presupuesto a causa del Brexit, la Política Agraria Común tiene mucho que especificar aún.
En este sentido, la organización cree que, desde el Ministerio, sólo se ha continuado repitiendo, “queremos una PAC fuerte”. “Mismos discursos de siempre, algunas figuras evolucionadas en las propuestas de la Comisión, como el agricultor genuino, pero, en sustancia, pocos cambios” – comentan desde la organización  “Lo que sí hay es mucha incertidumbre sobre si, finalmente, se hará esa reforma cuando se esperaba o se retrasará un par de años y qué conllevará realmente”.
Por otro lado, la PAC ha sido criticada por Trump, quien ha iniciado una guerra comercial cuya moneda de cambio ha sido la aceituna de mesa en España, poniendo en peligro la actividad de los olivareros andaluces y extremeños que se dedican a ello. Esto ha encendido las alarmas ya que, según estima la organización, puede ser el inicio de otras limitaciones a productos europeos.
Unión de Uniones también destaca que la preocupación por el protagonismo tomado por terceros países ha centrado el año agrario en la Comunidad Valenciana, donde se ha visto muy afectada la campaña de cítricos, en parte, por países como Sudáfrica. Se han estimado unas pérdidas en la primera parte de la campaña superiores a los 130 millones de euros, en gran parte por los efectos de los acuerdos comerciales con terceros países.
Costes de producción duplicados en los últimos 20 años
El desequilibrio de la ley de la cadena alimentaria y el aumento constante de los costes de producción, ha marcado también el ritmo de este 2018, en opinión de Unión de Uniones, dañando a sectores como el ovino de leche que lleva ya, en lugares como Castilla y León, más de 3 años en pérdidas y dando también precios ruinosos a los ganaderos de Castilla La Mancha, a pesar del crecimiento de exportación del queso manchego.
Según los últimos informes analizados por la organización, el valor de la producción final agraria ha mantenido aumentos anuales a un ritmo del 2,2%, mientras que el de los costes lo han hecho a un ritmo superior al 5%, hasta pasando de representar el 1/3 del valor de la producción a más de la mitad, lastrando la actividad agrícola y ganadera, impidiendo la rentabilidad a muchas explotaciones.
Las semillas y plantones, fertilizantes, fitosanitarios, piensos y gastos veterinarios, junto con la energía y lubricantes son los capítulos más importantes de gastos, con una formación de precios que la organización denuncia como poco transparente.
El control de la fauna salvaje se quedó en el tintero en 2018
Unión de Uniones identifica igualmente a la fauna salvaje como un problema para muchas regiones que, como Asturias, han tenido que sufrir distintos ataques de lobos u osos con la inacción de la Administración. En otras comunidades como Castilla y León o Madrid los ataques de lobo y los jabalíes ya han llegado a zonas casi céntricas de poblaciones residenciales como Majadahonda, mientras que en Castilla La Mancha la plaga de conejos ha provocado grandes pérdidas en cultivos.
Por lo que respecta a la Peste Porcina Africana (PPA), Unión de Uniones fue la primera en dar la voz de alarma y pedir que se extremasen los controles de entrada de jabalíes que se estaban importando de Centro Europa  con fines cinegéticos y que podían ser trasmisores de enfermedades existentes en esos países.
La organización confía, tras una otoñada menos seca que los últimos años, en que el 2019 sea un año de  buenos augurios en las producciones y que también puedan serlo en la voluntad política, se consigan activar los mecanismos necesarios para paliar la crisis de varios sectores, resolver problemas estructurales y se tomen las decisiones para democratizar el campo.
Unión de Uniones
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de cronicaeconomica.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
cronicaeconomica.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. ¿Te ha gustado? ¿Qué destacarías? ¿Qué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Día a día del sector

Los políticos deben de tomarse en serio la España vaciada

No nos merecemos este ministro

La ecología, solo un entretenimiento

Vuelven lo despropósitos en torno al viñedo

.El ministro anda perdido

INCENDIOS: Prevenir es lo primero

El ministerio inútil, vuelve por sus fueros

Los acuerdos de Paris son inasumibles

La sostenibilidad como elemento de manipulación politica

Siempre terminamos hablando de lo mismo, la PAC

© Copyright CRÓNICA ECONÓMICA, S.L. 2019 | Suscríbete al boletín | Mapa web | Contacto | Publicidad | Política de cookies | Política de privacidad | Estadísticas | RSS
Celindas, 25. 28016 Madrid.