Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?

Suscríbete a nuetro boletín gratuito
Está usted en: Agrolibre > Recursos Energéticos y Agua

LA F.A.O NO DESCANSA, NOS ATACA DE NUEVO

Ahora, de acuerdo con el informe realizado conjuntamente con la FIDA, Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola, hace unas semanas, se trata del fomento del denominado Ricino de América " Jatropha Curcas" para la producción de biodiesel, en países pobres de zonas semiáridas. Es la obstinación, siempre mantenida por F.A.O, de que toda posible solución al hambre en el mundo, pasa siempre por mantener un elevado porcentaje de población agraria fijada a la tierra aunque sean tierras improductivas.

Actualizado 11 agosto 2010  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter 
 Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Enviar  |  
Comentarios 0
Redacción Agrolibre
  
Sus ocurrencias siempre terminan haciendo daño a los mas débiles

Recordemos, cuando en la Conferencia de Québec el 16/OCT./1945, la ONU creó la Organización para la Alimentación y la Agricultura, la FAO, lo hizo fundamentalmente para dirigir las actividades internacionales de lucha contra el hambre a través de los cultivos, como “simples” y maravillosos productores de alimentos, ayudando a los países para prepararse para las emergencias alimentarias y proporcionar la necesaria asistencia de socorro.
 En aquel año de 1945 nadie pensaba que, pasado el tiempo, muchos de los funcionarios de sus preferirían serlo de la Agencia Internacional de la Energía, AIE, apostando por las más glamurosas políticas energéticas.  Sin embargo, sesenta años después de su creación, en el año 2006, el Subdirector General de la FAO para el Departamento de ¡Desarrollo Sostenible! decía: “durante los próximos 15 o 20 años veremos como los biocarburantes cubrirán completamente el 25% de las necesidades de las energías mundiales”. ¡Que disparate!. Aún limitando el ámbito “de las energías mundiales” al de los carburantes para el transporte, la apuesta del insostenible Subdirector supondría destinar en el año 2025 unos 500 millones de has. de la limitada tierra arable –el 60% de la hoy superficie mundial cultivada en esas materias primas para biocarburantes. Por ética y estética la FAO, debería haber trasladado a la A.I.E. a ese funcionario tan energético pero tan poco solidario con los mil millones de personas que hoy pasan hambre en el mundo y con los más de 6.500 millones de consumidores subsidiarios de un desarrollo alimentario sostenible. Meses después en San Francisco, su jefe, el Director General de la FAO, pedía una nueva “Revolución Verde” para conseguir alimentos a la creciente población mundial al tiempo que se conserva el medio ambiente y los recursos naturales, sin uso desmesurado de agua, fertilizantes y pesticidas, con unos recursos básicos de agua y tierra en disminución en muchas partes del mundo, (programa antitéticos a la apuesta del Subdirector). Nosotros, en aquella ocasión, decíamos que “por el momento no vamos a solicitar experiencia y asesoramiento a la FAO hasta que, al menos, el energético Subdirector citado y el alimentario Director General se pongan de acuerdo, pues eso de “actuar con cuidado y planificar bien las cosas” como ahora se afirma es una obviedad, en la que todos estamos de acuerdo.
Por aquellas fechas un personaje tan poco dudoso de afinidades capitalistas, el Comandante Castro, ante la que se avecinaba con los biocarburantes, patrocinados entre otras organizaciones por la F.A.O, decía a la opinión pública mundial que (Fidel Castro dixit 10 de mayo del 2006):

“No es verdad que los biocombustibles sean una fuente de energía renovable y perenne, dado que el factor crucial en el crecimiento de las plantas no es la luz solar sino la disponibilidad de agua y las condiciones apropiadas del suelo”.
“No es cierto que no contaminan, el proceso de obtención contamina la superficie y el agua con nitratos, herbicidas, pesticidas y desechos, y el aire, con aldehidos y alcoholes que son cancerígenos”.
 “El supuesto de un combustible “verde y limpio” es una falacia”.
A mediados del año 2007, en medio de la polémica, suscitada a nivel mundial, sobre las posibles consecuencias y foros de debate de la producción en masa de agroenergía, que podría socavar la biodiversidad, la seguridad alimentaria y el cambio climático, llegaba una bocanada de aire fresco. Los mayores especialistas a nivel mundial se iban a reunir en Roma, en la sede de la F.A.O., para analizar el estado actual de los conocimientos sobre la materia e indicar la hoja de ruta a seguir en el futuro. Estaban llamados a evaluar el potencial de la producción de bioenergía e identificar la manera de producir biocombustibles de forma sostenible en términos medioambientales y de seguridad alimentaria. Por fin, un órgano competente, de tanto prestigio y con medios técnicos suficientes como F.A.O alejado de la retórica y de la política iba a definir una ruta agroenergética concreta con criterios técnicos precisos. Conocimos el documento de la F.A.O. y  ¡que bochorno de propuesta!, una hoja de ruta que no conducía  a ningún destino, salvo a mantener magníficos pesebres. Qué ingenuidad la nuestra al confiar en un teórico órgano competente, de carácter técnico, con teórica independencia de criterio, la F.A.O de nuevo nos engañó a todos, no fue ni competente, ni técnica, ni independiente... ...por no salvar, no salvó salvar ni las formas. No es de extrañar que a partir de ese momento cada país los EE.UU, la U.E. Brasil, Argentina... tirasen por su calle de en medio.
Desde los primeros comentarios  año 2005 siempre se ha mantenido en Crónica Económica, entonces bajo la firma de Isidro García y ahora como Agrolibre que, “la seguridad alimentaria y la biodiversidad eran  mucho más importantes que la seguridad energética y que se le debería aplicar el mismo principio de precaución que se aplica a otras fuentes de energía; la seguridad alimentaria, se insistía a menudo,  es más importante que la energética, los biocarburantes en el mejor de los supuestos son una dudosa y pequeña solución transitoria para intentar paliar los grandes problemas energéticos, pero sin duda sus enormes daños a los ecosistemas y a la biodiversidad y hoy se duda ya  si también sobre el cambio climático, además de otros más tangibles, serán irreversibles”.
 Por ello y cuando se ha hecho referencia a la Ley de la Dependencia,  inaplicable hasta el día de hoy por falta de presupuesto, se ha defendido y se defiende que, una vez aprobada en el Parlamento sin objeciones por el PP a una Ley que socializa aún más a toda la ciudadanía,  el Estado debería comprometerse a consignar en los Presupuestos Generales del Estado los 12.638 millones de euros hasta el 31/XII/2015, necesarios para su aplicación.
 El Estado tiene comprometida, en el fomento de los biocarburantes, de acuerdo con la U.E, F.A.O...   una desapercibida bonificación fiscal del impuesto especial de hidrocarburos, I.E.H. de 2.855 millones de euros para el período 2005-2010; además tiene la previsión de prorrogarla diez años más, hasta alcanzar unos porcentajes de biocarburantes del 5,75% (2010), 10% (2012) y 12% (2015). El quebranto fiscal  que supone esta bonificación–contra Dependientes o No, conduzcan o no- para el período 01/01/07 al  31/12/15 (9 años), es de 8.192 millones de euros , que viene a ser el 65% del “difícil crédito a consignar en los Presupuestos Generales del Estado para llevar a la práctica la Ley de Dependencia”, y eso sin tener en cuenta las otras numerosas ayudas directas e indirectas, nacionales y comunitarias, a los cultivos energéticos y a su transformación.
Recordemos también, en esta línea, que el Plan de Infraestructuras Sanitarias de la Comunidad Autónoma de Madrid, período 2004-2007 ascendió a 856,52 millones de euros y comprendía la realización de:

8 Nuevos Hospitales

  • Inversión: 696,52 M€
  • 1.372.189 m2 construidos
  • 2.483 camas

50 Nuevos Centros de Salud

  •  Inversión: 160 M€
  • 88.026 m2 construidos

Los 856,52 M€, coste total del Plan, fueron exactamente el 30% de los siempre intencionadamente olvidados –en una pereza mental irritante- 2.855 millones €, que la Hacienda Pública aceptó dejar de ingresar por la bonificación fiscal otorgada a los biocarburantes -españoles o no- en el período 2005-2010. El coste total del “fomento” era equivalente, como mínimo, al coste de construir, 27 Nuevos Hospitales con 8.380 camas y  167 Nuevos Centros de Salud.
No podemos finalizar estas comparaciones sin un recuerdo especial al coste del estudio financiado por el Ministerio de Educación y Ciencia, ¡80 millones de €¡ para realizar un innecesario e inútil estudio “singular estratégico para el desarrollo de los cultivos energéticos”, en la línea desarrollada por F.A.O,-aquello de la Pawlonia, la Carinata y “las que puedan añadirse más adelante”. Los 80 millones € detraídos  fueron equivalentes al coste de construir 1 Nuevo Hospital singular con 310 camas ó 25 Nuevos Centros de Salud. 
Cuando aún, en España, no nos estamos curando de las heridas producidas por las irresponsables políticas expansionistas de la producción de biocarburantes aparece de nuevo la F.A.O, la F.A.O ataca de nuevo con sus nuevas genialidades. Tenemos ya hasta un nuevo visionario, el municipio valenciano de Villar del Arzobispo donde se cultivan 1,5 hectáreas del nuevo maná, la Jatropha Curca.
Por favor, no más distracciones ni pérdidas de tiempo, en España, en el terreno energético, tenemos un largo camino por recorrer pero es un camino que pasa necesariamente por la energía nuclear y nunca por las Carinatas,  Jatrofas , Cardúnculos, Colzas...con los que F.A.O periódicamente nos obsequia, bueno aunque algunas “genialidades”nos cuesten cerca de 3.000 millones de euros al año.

Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de cronicaeconomica.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
cronicaeconomica.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. ¿Te ha gustado? ¿Qué destacarías? ¿Qué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Recursos Energéticos y Agua

SIGRE o como reducir el consumo de materias primas 

Green Cycles obtiene el Certificado de Biodegradabilidad Marina

La bioindustria de la celulosa y el papel reporta resultados

La introducción de gases renovables reduciría las emisiones de gases

Fábulas y verdades en torno al medio ambiente

Los gastos en protección medioambiental crecen

Estas Navidades reciclaremos un 4% más de papel y cartón

La gestión de residuos crece

Un millón de personas viven en zonas de inundación recurrente

50 años del embalse de Iznájar, el más grande de Andalucía

© Copyright CRÓNICA ECONÓMICA, S.L. 2020 | Suscríbete al boletín | Mapa web | Contacto | Publicidad | Política de cookies | Política de privacidad | Estadísticas | RSS
Celindas, 25. 28016 Madrid.