Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?

Suscríbete a nuetro boletín gratuito
Está usted en: Agrolibre > Aire Libre

SENADO aprobado el Proyecto de Ley de Cambio Climático 

Según comunica el Miteco, en ha celebrado la aprobación hoy, 8 de marzo de 2021, en la Comisión de Transición Ecológica del Congreso de los Diputados del proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética y su remisión al Senado, un texto que establece los objetivos para alcanzar la plena descarbonización de la economía en antes del año 2050 con un sistema eléctrico 100% renovables.

Actualizado 15 abril 2021  
Compartir:  Comparte esta noticia en Twitter 
 Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Enviar  |  
Comentarios 0
Redacción Agrolibre
  
Hoy, nos dice la “verde” y por supuesto “ecologeta” Ribera:
. “es un día importante, en el que se aprueba una ley de clima enormemente ambiciosa como resultado de un trabajo conjunto sobre el que todavía, seguro, queda margen para seguir mejorando en una trayectoria que no es lineal, sino que debe incrementarse progresivamente conforme vayamos alcanzando velocidad de crucero en el tiempo por venir, porque en el cambio climático llegamos tarde”. 
. es un proyecto de ley plantea cómo prepararnos para los impactos del cambio climático y cómo prevenir sus causas con herramientas de adaptación, anticipación y resiliencia. 
. es prioritario asegurarnos de que todos los recursos públicos y privados son destinados al aprovechamiento de las oportunidades y a la disminución de los costes asociados a los efectos climáticos con los que ya, desgraciadamente, convivimos. 
. es una nueva ley que permitirá modernizar nuestra industria y hacerla competitiva en los nuevos mercados, fortalecer nuestro tejido social, atraer inversiones en las tecnologías del futuro, evitar riesgos financieros, generar empleo estable y facilitar una distribución equitativa de la riqueza en el proceso de descarbonización, guiado por criterios de justicia social y estrategias de transición justa. 
. es el primer paso para articular el resto de políticas y medidas, y orientar así el proceso de recuperación hacia un modelo de prosperidad duradero y respetuoso con los límites del planeta.

Qué bonito resulta decir estas sancochadas sin responsabilidad alguna, poder afirmar inanidades que siempre quedan en el olvido al paso de los años. Recordamos lo que se decía hace ya 20 años sobre los biocombustibles, del “campo al surtidor”, … … o el abandono del trasvase del Ebro y el desarrollo de las desaladoras, la ruina de Abengoa y el desarrollo de los Borrel de turno, … …o el dispendio de los molinillos… … o los compromisos adquiridos con los huertos solares, cuando sus desarrollos eran absolutamente inasumible… … o … … para que seguir. 
Y cuando todos estos caminos han resultado ruinosos quién ha respondido de los compromisos adquiridos. 

Ahora resulta que España, sin razón alguna, encabeza, la denominada lucha contra el cambio climático, en realidad habría que decir contra los devastadores efectos del cambio climático que por cierto no son, en la mayoría de las ocasiones nada devastadores. 
Por qué, nos preguntamos nosotros, encabezamos o intentamos encabezar movimientos más que dudosos, si somos unos incapaces, si como se ha demostrado, somos los últimos en vacunar a nuestra población y el país que más ha sufrido económicamente la pandemia actual.

“España se compromete a una reducción del 39%, en su descarbonización, 13 puntos por encima de la meta del 26% fijada por la Unión Europea. Asimismo, mientras la UE establece una penetración de renovables entre un 38% y un 40% en el consumo final de energía para 2030, el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima establece para España un 42%. En lo que respecta a eficiencia energética, Europa considera necesario un aumento de entre el 36 y el 37% para 2030, mientras que el objetivo español se sitúa en el 39,5%. Sin duda, es un esfuerzo grande que merece la pena acometer y que siembra grandes oportunidades de innovación y de conocimiento. Se trata de una ley que es buena para todos, para las generaciones actuales y las futuras, para no dejar a nadie atrás, a ningún colectivo y a ningún territorio, para proteger la competitividad de nuestro tejido industrial y para proteger la biodiversidad. En definitiva, es un proyecto de país creíble en línea con la transformación y recuperación de la crisis del COVID en clave verde por la que apuesta la UE para todos los sectores de la sociedad”.

Y Planas, nuestro Planas, ¿dónde está?, ¿es que no tiene nada que decir, ni exigir sobre lo que se avecina, sobre el sector agrario, con lo aprobado por la Ribera?
Nadie entiende que la Ley va a suponer, de llevarse a efecto, cosa que muchos dudamos, un gravísimo deterioro para el sector agrario. 
Pensemos solo en lo que nos puede suponer la desaparición del gasoil, los fitosanitarios, la ganadería, intensiva y extensiva, las granjas de acuicultura, los regadíos, las producciones intensivas hortícolas… …y muy a corto plazo, ¿somos conscientes de que los famosos eco-esquemas se van a desarrollar a costa de las ayudas directas que hoy se reciben?

Somos “negacionistas”, no de la existencia de un cambio climático que siempre ha existido y existirá, sino de las posibilidades reales actuales de luchar contra los fenómenos climatológicos y nos parece una estupidez que por intentar lograr que en… no se sabe cuántos años, la temperatura media del planeta tierra, no se incremente en 1 grado, metamos a todos los ciudadanos en una carrera sin término y sobretodo siempre nos negaremos a que nuestro país encabece todas las sinrazones que continuamente aparecen en el horizonte.

Según un nuevo artículo, del Dr. Indur Goklany, (1), publicado por la Global Warming Policy Foundation, la GWPF, la "emergencia" climática, proclamada por líderes políticos y religiosos, no está respaldada por datos reales.
Si bien es cierto que el clima puede haber cambiado hacia un clima más cálido:
• La mayoría de los fenómenos meteorológicos extremos no se han vuelto más extremos, más mortíferos o más destructivos.
• La evidencia empírica contradice directamente las afirmaciones de que el aumento del dióxido de carbono ha reducido el bienestar humano. De hecho, el bienestar humano nunca ha sido tan grande.
• Cualesquiera de los efectos perjudiciales que el calentamiento y/o el aumento de las emisiones del dióxido de carbono puedan haber tenido en las especies y ecosistemas terrestres, han sido inundados por la contribución de los combustibles fósiles a aumento de la productividad biológica. Esto se detuvo y se volvió alrededor, reducciones en la pérdida de hábitat.

Contrariamente a la creencia popular, hay poca evidencia de tendencias dañinas por el impacto del calentamiento global. 
"Casi dondequiera que mires, el cambio climático solo está teniendo impactos pequeños y a menudo, benignos. El impacto de los fenómenos meteorológicos extremos (huracanes, tornados, inundaciones y sequías), en todo caso, está disminuyendo. Las tasas de mortalidad por tales eventos han disminuido en un 99% desde la década de 1920. Las enfermedades relacionadas con el clima se han derrumbado. Y hoy mueren más personas por las temperaturas frías que por las cálidas ".
Incluso el aumento del nivel del mar, que se prevé que sea el impacto más dañino del calentamiento global, parece ser un problema mucho menor de lo que se pensaba. Según el Dr. Goklany, las revisiones de mapas históricos e imágenes de satélite han demostrado que en los lugares en los que se predice que desaparecería su población, se ha comprobado que, de hecho, eso no ha ocurrido.
"Un estudio reciente mostró que la Tierra ha ganado más tierra en las áreas costeras en los últimos 30 años de la que ha perdido por el aumento del nivel del mar. Ahora sabemos con certeza que los atolones de coral no están desapareciendo e incluso Bangladesh está ganando más tierra por la sedimentación de lo que está perdiendo por la subida del nivel del mar ".
Los datos empíricos también muestran que la producción de alimentos per cápita ha aumentado en un 30% desde 1961 a pesar de que la población mundial se ha más que duplicado en ese periodo.
El hambre y la desnutrición han disminuido, el área quemada por incendios forestales ha disminuido y desde 1950 la pobreza ha disminuido, las personas son más ricas y la esperanza de vida mundial ha aumentado de 46 años a 73 años.

Bienestar humano: la narrativa estándar versus la realidad. Algunas de las muchas afirmaciones “Fake”.
1.El acceso al agua disminuirá. Falso. Si bien es cierto que la demanda de agua potable ha aumentado con la población, el acceso al agua potable ha aumentado.
2.La mortalidad por EWE, fenómenos meteorológicos extremos) aumentará. Falso. La tasa de mortalidad por EWE ha disminuyó en un 99% desde la década de 1920.
3.Más personas morirán por el calor. Falso. Hoy mueran menos personas por el calor. A nivel mundial, mueren unas 15 veces más personas del frío que del calor, por lo que el calentamiento debería, en todo caso, disminuir la mortalidad
4.Las pérdidas económicas de las EWE aumentarán. Falso. El PIB per cápita se ha cuadriplicado desde 1950 incluso con un CO2 sextuplicado.
5.Las tasas de mortalidad por enfermedades sensibles al clima (por ejemplo, malaria y diarrea) se incrementarán. Falso. Las tasas brutas de mortalidad mundiales han disminuyó 96% desde 1900 por malaria. Las tasas de mortalidad estandarizadas por edad por enfermedades diarreicas han disminuido un 56% desde 1990.
6.El hambre se volverá más frecuente Falso. Las tasas de hambre han disminuido a largo plazo a pesar de una población con el aumento del 250% desde 1961.
7.La pobreza aumentará Falso. Las tasas de pobreza global han disminuido significativamente desde 1820 porque el PIB per cápita han aumentado 14 veces
8.La esperanza de vida disminuirá. Falso. La esperanza de vida global se duplicó desde el inicio de la industrialización
9.La salud pública sufrirá.Falso. La esperanza de vida ajustada a la salud ha aumentado con el desarrollo económico y y uso de energía
10.El índice de desarrollo humano (IDH) declinará y la calidad de vida disminuirá. Falso. El IDH ha aumentado y más personas tienen hoy acceso y uso de comodidades modernas como electricidad, Internet y teléfonos móviles
11.La desigualdad se expandirá Globalmente. Falso. La desigualdad ha disminuido en términos de ingresos, esperanza de vida, IDH, así como como acceso a las comodidades modernas
12.La productividad biológica está amenazada. Falso. La tierra es hoy más verde y más productiva. El hábitat perdido por la agricultura ha alcanzado su punto máximo debido a tecnologías dependientes de combustibles fósiles.
... …

En la medida en que la desigualdad es deplorable, la desigualdad global en términos de ingresos, esperanza de vida, desarrollo humano y el acceso a las comodidades modernas ha disminuido y continúa
disminuyendo. 
Los efectos perjudiciales del dióxido de carbono y de los combustibles fósiles se minoran por otros cambios concurrentes, que son altamente beneficiosos. Los combustibles fósiles han permitido que la población aumente incluso, cuando el bienestar de la persona promedio ha mejorado y que la Tierra se haya vuelto más verde y productiva. Como resultado, el hábitat perdido por los usos humanos se ha detenido, a pesar del aumento de la población. 
En el futuro, los libros de Agnostología dedicarán capítulos enteros a demostrar el, cómo fue posible, que una narrativa estándar, sobre los impactos del cambio climático, fuese establecida entre los líderes religiosos y seculares del siglo XXI a pesar de la total evidencia en su contra. 

(1). Indur M. Goklany es analista de políticas de ciencia y tecnología para el Departamento del Interior de los Estados Unidos , donde ocupa el cargo de Subdirector de Programas, Política de Ciencia y Tecnología. Ha representado a Estados Unidos en el Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC) y durante las negociaciones que llevaron a la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático .  Fue relator del Subgrupo de Manejo y Uso de Recursos del Grupo de Trabajo III del Primer Informe de Evaluación del IPCC en 1990, y es el autor de Clearing the Air (1999), The Precautionary Principle (2001), y La mejora del estado del mundo (2007). 

Hoy para nosotros ha comenzado un tortuoso y oscuro camino hacia no se sabe dónde.
 
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de cronicaeconomica.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
cronicaeconomica.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. ¿Te ha gustado? ¿Qué destacarías? ¿Qué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Aire Libre

Seamos optimistas.

El Presidente prefiere los "chuletones".

¿Existirá un MAPA tras la nueva PAC? 

Vía libre a una PAC más verde.

Un gobierno de ruines e indignos. 

Planas "quid facis". 

Virgencita que me quede como estaba…

La AN avala el cierre de tiendas de Inditex

¡Ustedes mismos!

Sobre la Ley de Cambio Climático y Transición Energética de España.

© Copyright CRÓNICA ECONÓMICA, S.L. 2021 | Suscríbete al boletín | Mapa web | Contacto | Publicidad | Política de cookies | Política de privacidad | Estadísticas | RSS
Celindas, 25. 28016 Madrid.